30 octubre, 2015

Los detalles importan

Los detalles importan

Hoy vamos a hablar de decoración. ¿Sabéis? Me he dado cuenta de que cuando me pongo a pensar en decoración siempre paso por alto cosas como las sillas y luego, colocar una u otra, puede hacer que cambie toda la estancia. Por ejemplo en la habitación de mi hija, en su pupitre, compré aquí su mobiliario Infantil en Zaragoza y menos mal que es una empresa profesional y me dejaron hacer un cambio antes de usar nada porque habría quedado fatal si llego a poner la primera que compré.

Y vosotros me diréis, pues no cambia tanto ¿no? Una silla no puede estropear toda una decoración… pues sí que puede. Os lo aseguro.

Es como el ejemplo de la foto que os he colgado para que veáis uno de los últimos modelos que han incluido en su catálogo algunas tiendas de muebles como Silleria Aragonesa. ¿Os dais cuenta del potencial que tiene? Este tipo de silla en salones modernos con toque elegante pueden dar el punto de originalidad que necesita la estancia pero ahora imagináosla en una estancia con otro tipo de decoración, con algo donde predomine el mimbre o el mueble de cortes rústicos, podría ser una catástrofe poner sillas como ésta allí ¿verdad?

La decoración es algo que debe de tener en cuenta hasta el más mínimo detalle y si no eres capaz de estar atenta para no olvidarte de nada, es mejor que dejes el trabajo a un profesional. A mí me pasó eso con la habitación de mi hija y es una adolescente tonta y en la edad del pavo que me habría estado dando la vara hasta que le hubiera cambiado esa silla así que le agradezco a la empresa el favorazo que me hizo al cambiarla después de la que trajeron y todo a casa ¡no sabéis cuánto!

Pero si es que sólo hay que hacer una pequeña búsqueda en Internet para encontrar artículos como este que hablan sobre la importancia de las sillas en un evento así que imaginaos la importancia que tiene si en lugar de para un evento de un día tienes que estar viendo la misma silla durante todo el año en tu santa casa. Puedes acabar hasta la coronilla de la misma ¿o no?

Pero al fin y al cabo no son sólo las sillas, son todos esos detalles en los que no piensas hasta que no te pones a montar la nueva decoración y te das cuenta de que no pegan ni con cola. A veces remodelas algo pensando en lo más grande, los muebles, la pintura de las paredes, los colores de los sofás, etc… pero olvidas que los detalles de decoración que tenías antes a lo mejor ahora y no te pegan o que los cuadros tenías colgados ahora ya no tienen ningún sentido en el conjunto de la nueva estancia y te acabas de quedar con una pared vacía completamente.  Pues todas esas cosas son las que marcan la diferencia entre una buena y creativa decoración y una chapucera que parece que se ha hecho a medias porque no daba tiempo a más así que, tengo en cuenta.

Deja un comentario